martes, 15 de septiembre de 2020

Albóndigas de bacalao

      Plato de recursos, de tirar mano de lo que tienes en la nevera y que ha paliado el hambre en muchas casa durante muchos años. Esta que les traigo las probé por primera vez en el casco viejo de San Sebastián y fue tal la impresión que me llevé que estuve buscando la receta durante casi una semana. No la que encontrabas en los libros de cocina de aquella época no, quería la de aquella que había probado.

     Al final, un amigo que estaba en una sociedad gastronómica me la pasó, bajo compromiso de no divulgarla ni decir donde la conseguí, ya que era amigo del dueño del bar donde las comí y si se enteraba lo mataba. Cada bar tenía sus secretos y eso era sagrado.

     La que no pude conseguir fue la de salsa brava que servían en la mejillonera.

Ingredientes:

300 gr de bacalao desalado con piel, 1 cebolla mediana molida, 1 diente de ajo picado, 2 rebanadas de pan de molde, 3 cucharadas de leche, 2 huevos, perejil picado (yo uso cilantro), y cs rasa de harina, pan rallado, sal, pimienta y aceite de oliva.

Elaboración:

     Retirar la piel al bacalao. Picar la carne y reservar

     Verter 2 vasos de agua en una cazuela pequeña y cocer la piel a fuego medio durante 15 minutos.

     En un bol, remojar las rebanadas de pan en la leche.. Una vez la haya absorbido, introducir la carne del pescado, la mitad de la cebolla, el perejil o cilantro y mezclar bien todo. Añadir los huevos, volver a mezclar. y dejar reposar unos 10 minutos. 

     Luego se formar las albóndigas, se pasan por pan rallado y se fríen en suficiente aceite.

     Mientras, colocar una cazuela baja en el fuego con un par de aceite de oliva virgen y freír el resto de la cebolla. Cuando esté transparente, añadir la harina, revolviendo bien para que no se queme, y a continuación se le agrega el caldo de cocción de la piel colado. y se deja cocer 15 minutos o hasta que tome consistencia se salsa.

     Introducir las albóndigas en la salsa, dar un hervor y servir caliente. Servir con arroz, papas fritas, pasta o cualquier otra guarnición que deseen.


     

     

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios así como las críticas, si son constructivas, son de gran utilidad, deja el tuyo que seguro que hará que me esfuerce más.

Albóndigas de bacalao

       Plato de recursos, de tirar mano de lo que tienes en la nevera y que ha paliado el hambre en muchas casa durante muchos años. Esta qu...