jueves, 15 de agosto de 2013

Cerdo con especias cajún

     Aquí les traigo una receta que hace mucho tiempo que quería colgarla. Siguiendo por televisión al cocinero Mathhew Scott, nacido en Loussiana y afincado en Madrid hace ya unos cuantos años, fui descubriendo la cocina cajún, creada por los franceses que se afincaron en Loussiana tras la guerra contra los ingleses, y guardaron sus costumbres culinarias, pero a la vez, también se fue mezclando con la africana y nació la "creole" o criolla, a la que sigo igualmente de cerca porque me parece interesante.

     Al igual que la cajún, la comida canaria es picante, aunque no tanto, pero algunos platos se asemeja en elaboración, esta que pongo aquí, bastante sencilla por cierto, se asemeja mucho a nuestro cerdo en adobo o carne de fiesta por lo que me invita a pensar que también los franceses dejaron algo de su gastronomía por estas tierras.
Ingredientes:
2 kilos de carne de cerdo (jamón), 1 c/s de especias cajún, sal y aceite de oliva virgen.

Especias cajún:
1 c/s de ajo en polvo, 2 c/s de cebolla en polvo, 2 c/c de pimienta blanca molida, 2 c/c de pimienta negra molida, 1 y 1/2 c/c de cayena molida, 2 c/c de tomillo seco y 1 c/c de orégano seco.

Elaboración:

     Se corta la carne en dados de unos 4 cm aproximadamente, se sala, se introduce en un bol y se reserva.

     Se mezclan todas las especies y se guardan en un recipiente hermético.

    En una taza se vierten 2 cucharadas de aceite de oliva y se le agrega la cucharada de especias, se revuelve bien y se deja reposar unos 10 minutos. 

    Pasado este tiempo, se vierte sobre la carne y con dos cuchara se va revolviendo despacio para que quede toda impregnada. Se tapa con film transparente y se deja reposar en la nevera unas cuatro horas, (mejor toda la noche).
     Finalmente se va friendo la carne por tandas en un poco de aceite de oliva y dejándola escurrir sobre papel absorbente.

     Una vez toda frita, se retira el aceite de freír de la sartén, se vuelca de nuevo la carne, se pone al fuego, se le vierte el adobo que queda en el bol por encima, se le da un hervor y se sirve caliente. Se suele acompañar de arroz cocido.

     P.D. Si les gusta la comida bastante picante le pueden agregar otras cucharada de especias, sin embargo, si les resulta muy picante, pueden cambiar la cayena por pimentón dulce y así lo suavizará un poco sin quitarle o reducirle sabor.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Los comentarios así como las críticas, si son constructivas, son de gran utilidad, deja el tuyo que seguro que hará que me esfuerce más.