jueves, 9 de mayo de 2013

Panceta asada con papas arrugadas y mojo rojo.

     Esta es una comida que en Canarias se hace mucho en reuniones familiares, esas que cuando quedan a comer varias familias y se quiere disfrutar del momento, sin tener que preocuparte tanto de la comida. Esta se hace sola y con una persona que esté pendiente es suficiente, aún en los preparativos.
     Por lo tanto, el resto del tiempo se disfruta en compañía, conversaciones, juegos con los niños, etc, y esperar que se oiga esa frase mágica ¡¡A comer!!.
Ingredientes:
2 kg de panceta, 6 granos de pimienta de Jamaica, 2 anís estrellado, 8 semillas de coriandro, 1 pimienta picona, 1/2 c/c de pimentón, 1/2 litro de vino blanco, sal en escamas y 1 vaso de aceite.

Elaboración:

     Limpiamos la carne de las grasas y piel sobrantes, cortamos la piel haciendo dados o triángulos, según se desee, con cortes que no lleguen a cortar la carne.

    En un mortero machacamos la pimienta, el anís estrellado, el coriandro y la pimienta. Una vez bien majadas agregamos el pimentón y mezclamos, finalmente añadimos el aceite, revolvemos y con el adobo resultante impregnamos la panceta por todas partes. La colocamos en una fuente con rejilla, la tapamos con papel de aluminio y la guardamos en la nevera por espacio de 2 horas.

     Pasado este tiempo, la sacamos de la nevera, dejamos que atempere un poco, vertemos el vino en la fuente y la metemos en el horno, previamente calentado, durante 40 minutos a una temperatura de 200ºC.
     Pasados 30 minutos de la cocción, retiramos el papel aluminio, le damos la vuelta a la panceta de forma que quede la piel hacia arriba, subimos la temperatura a 220ºC para que se tueste bien la piel y dejamos hasta el final de la cocción. 

     Finalmente, vamos cortando la panceta en trozos de ración, le ponemos la sal en escamas y la servimos junto con papas arrugadas y mojo (ver recetas).

     P.D. Si la panceta se quiere hacer a las brasas, se debe tener cuidado ya que la grasa puede que la queme, por lo tanto, se puede dejar envuelta en el papel aluminio, asarla a unos 40 cm de las brasas por espacio de 1 hora, después le retiramos el papel y la colocamos a unos 15 cm, de forma que se quede crujiente por fuera pero jugosa y tierna por dentro. De esta forma no soltará mucha grasa.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Los comentarios así como las críticas, si son constructivas, son de gran utilidad, deja el tuyo que seguro que hará que me esfuerce más.