jueves, 10 de enero de 2013

Pastel de carne

     Esta comida la solemos hacer bastante en casa, son de esas que nos gusta a todos, incluso al más pequeño que es el que más disfruta. Este es un plato que, aunque sencillo, es bastante nutritivo y con la particularidad de que también ofrece una gran cantidad de variantes.
     La que aquí expongo digamos que es una receta base para que, cuando alguien decida realizarla, saque su ingenio e imaginación y la rellene con aquello que más le guste o bien, en el caso de lo más pequeños a los que no suelen gustarle las verduras, se rellena con ellas después de cocerlas un poco y es un buen remedio para que vayan haciéndose a ella.
 Ingredientes:
750 gr de carne de vaca, 500 gr de carne de cerdo, 8 huevos, perejil, pimienta negra, jengibre, comino, 1 vaso de caldo de carne, 1 sobre de sopa de cebolla, sal y aceite.

Para la salsa:
2 latas de piña en almíbar medianas, 1 vaso de agua, 1 c/c de maizena. 

Elaboración:

     Picamos la carne si tenemos medios para ello o le decimos al carnicero que lo haga.

     Calentamos un poco el caldo de carne y vertemos la cebolla deshidratada del sobre en el y dejamos que se rehidrate, luego colamos y reservamos.

    En un cazo con agua con un poco de sal, ponemos a cocer 5 huevos. Una vez hechos, pelamos y reservamos.

    En un bol grande colocamos los dos tipos de carne picada, amasamos hasta que se junten bien. Agregamos el caldo y amasamos, luego añadimos los 3 huevos restantes, juntamos hasta que todo esté bien compacto. A continuación le agregamos el perejil picado y las especias al gusto y amasamos, salpimentamos y volvemos a amasar hasta dejar la carne ya preparada. 

     Forramos un molde con papel de horno y vertemos la mitad de la carne en el, lo extendemos y presionamos para que se amolde. Luego ponemos los huevos cocidos en el centro y en fila y, a continuación, vertemos el resto de la carne sobre ellos y volvemos a extender y amoldar. Tapamos con un trozo de papel y lo metemos en el horno, previamente calentado, durante 40 minutos a una temperatura de 180ªC.
     Mientras se hornea la carne, trituramos la piña en almíbar y la ponemos en un cazo al fuego presionando un poco para que suelten todo su jugo. Pasados unos 5 minutos la colamos y la volvemos al fuego, vertemos la mitad del agua y en la otra mitad diluimos la maizena, la añadimos a la salsa, subimos el fuego y dejamos que espese un poco.

    Una vez terminada la cocción, es muy importante que dejemos reposar unos 10 minutos en el horno con la puerta un poco abierta para que se asienten los jugos y quede jugosa, luego sacamos.

     Servimos con la salsa aparte y acompañado con la guarnición que más les guste.

     P.D. El relleno, junto con los huevos, puede llevar también verduras, setas, algo de paté, etc, eso quede al gusto de cada cual, pero de cualquier manera estará muy bueno.      

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Los comentarios así como las críticas, si son constructivas, son de gran utilidad, deja el tuyo que seguro que hará que me esfuerce más.