jueves, 19 de abril de 2012

Solomillo de cochino con adobo y miel

     Soy un entusiasta y un enamorado de los adobos canarios, posiblemente sean una de esas cosas que te quedan marcadas en la mente desde que eras niño. Recuerdo que criábamos dos o tres cabras y, cuando se mataba algún baifo, aparte del consiguiente enfado y lloro por haberlo criado mis hermanos y yo, recuerdo que mi madre lo sofreía un poco, luego lo  ponía en adobo y así estaba tres o cuatro días.
     También recuerdo que lo tenía que esconder porque aquello se comía sólo y todo el que pasaba por donde estaba la vasija de barro con el baifo no podía resistir la tentación de coger un poco y comerlo.
Ingredientes:
2 solomillos de cochino, 2 c s de miel de palma, sal, pimienta y aceite.

Para el adobo:
3 dientes de ajos, 1 c c de pimentón (dulce o picante), tomillo, 1 hoja de laurel, 1 poco de orégano, 1/2 pimienta picona, sal gruesa, aceite y vinagre.

Elaboración

     Primeramente elaboramos el adobo poniendo un poco de sal, los dientes de ajo y la pimienta en el mortero y machacamos hasta obtener una pasta. Luego incorporamos el pimentón y las hierbas y volvemos a majar. Por último agregamos el aceite y el vinagre, sin darle demasiada acidez y reservamos una 1/2 hora para que se junten bien los sabores.

      Mientras tanto bridamos los solomillos para que al cortarlos tenga una forma redondeada, salpimentamos, los ponemos en papel de aluminio, vertemos el adobo por encima, cerramos lo dejamos unas par horas en el mismo.

     Pasado el tiempo, los sacamos, reservamos el adobo. Marcamos los solomillos en una sartén con un poco de aceite y los terminamos de hacer en el horno procurando que queden jugosos.

     En la sartén donde marcamos los solomillos vertemos la miel y dejamos hasta que caramelice un poco. Luego añadimos el adobo y calentamos hasta ligar.

     Por último, cortamos el solomillo en medallones, se colocan en el plato y se salsea, se decora con una ramita de romero o tomillo y se acompaña con la guarnición que se desee 
     

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Los comentarios así como las críticas, si son constructivas, son de gran utilidad, deja el tuyo que seguro que hará que me esfuerce más.